Los Independientes de Color

Independientes de Color 1Pocos años antes de que Xoan, el protagonista de la novela La memoria de los pasos, llegara a Cuba, el país había vivido uno de sus conflictos raciales más importantes. Durante mucho tiempo, la minoría negra se había visto discriminada socialmente y la situación de lucha racial que se vivía en el país estalló en 1912 con el levantamiento armado del Partido de los Independientes de Color. El gobierno cubano aplastó la revuelta con contundencia. El resultado fue una masacre en la que perecieron más de 3000 personas de color, que marcaría profundamente a la sociedad del momento.

La independencia de Cuba tras la Guerra de 1898 y la abolición de la esclavitud no trajeron consigo la igualdad real que se propugnaba en la constitución de la nueva república. En el clima de exclusión social que vivían las personas de raza negra en la Cuba de principios del siglo XX, surge el Partido Independiente de Color. Concretamente, fue fundado en agosto de 1908. Los objetivos principales de este partido, liderado por el veterano de guerra Evaristo Estenoz, pasaban por la defensa de los derechos de los cubanos negros.

Entre los puntos destacados de las reivindicaciones de los Independientes de Color se encontraban los derechos obreros, cambios jurídicos (ya que consideraban que los negros tenían más probabilidades de ir a la cárcel e incluso ser condenados a muerte), la nacionalización del trabajo, derechos civiles o el reparto de tierras entre los campesinos con menos recursos.

Bajo la presidencia de José Miguel Gómez, el país vivió un levantamiento social que devino en la terrible Independientes de Color 2masacre de los Independientes de Color en 1912. El partido se había convertido ya en un elemento bastante molesto para la clase gobernante cubana, por lo que se había aprobado en 1910 la Enmienda Morua. Esta nueva normativa consideraba fuera de la legalidad cualquier partido político que fuera excluyente por motivos sociales, raciales o económicos. Y evidentemente, se señalaba directamente al partido de Evaristo Estenoz.

Con esta acusación de racismo y la Enmienda Morua aprobada, los Independientes de Color quedaban fuera del panorama político. Pero Evaristo Estenoz y los suyos respondieron tratando de luchar contra esta enmienda. El 20 de mayo de 1912, los Independientes de Color se rebelan con un gran levantamiento en la provincia de Oriente, Matanzas y La Habana, aunque los principales acontecimientos se dieron en la citada provincia.

La represión militar fue brutal y acabó trágicamente con las aspiraciones antisegregacionistas de los sublevados. El conflicto finalizó con la muerte de más de 3000 negros y mulatos, entre los que se encontraban los líderes del partido. Del otro lado, el gobierno de Cuba sumó únicamente 12 bajas militares. Con el partido descabezado, al haber perdido a la práctica totalidad de sus líderes, y el dolor de la matanza entre sus seguidores, los Independientes de Color pusieron fin a sus reivindicaciones y desaparecieron como agrupación. De esta forma, se silenció traumáticamente el clamor por la igualdad de derechos y continuó de facto la segregación racial en el país, a pesar de los derechos constitucionales obtenidos tras la Independencia.

CONSIGUE YA TU EJEMPLAR DE “LA MEMORIA DE LOS PASOS” DE ESTEFANÍA CORDERO-SÁNCHEZ LARA

http://edicionesaltera.com/portfolio/la-memoria-de-los-pasos/

Anuncios

5 thoughts on “Los Independientes de Color

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s